Stepmom Susan official pornstar page https://pornlux.com/pornstar/stepmom-susan on Pornlux.com.
Sociedad

Aprovechan al máximo el potencial de la mandioca

La Cooperativa Agrícola e Industrial San Alberto Ltda., conocida como CAISA, está ubicada en la localidad de Garuhapé. Sus orígenes se remontan a 1966 y está integrada por 103 socios, todos productores que la abastecen con su materia prima. Cuando crece la demanda, acopian de terceros, externos a la Cooperativa.

Se dedican a la molienda de raíces de mandioca de la cual extraen la fécula de mandioca. Las venden en bolsas de 1⁄2 kg., 1 kg., 25 kg., y en big bags, “a partir de ahí también hacemos otros subproductos que son premezcla para la chipá”, relató su presidente, Fredi Limberger, en declaraciones a El Portal de las Cooperativas. Son propietarios de la marca comercial Aldema.

Los usos de la mandioca procesada son múltiples. Desde la Cooperativa CAISA producen distintos modificados a la fécula nativa para usarlas en: industrias frigoríficas, para jamones, chacinados, embutidos. Se utiliza en las panaderías, también como adhesivo para papeleras que hacen bolsas de papel y cartones corrugado; así como un uso textil en las alpargatas.

Otra variedad productiva con la que cuentan es la fariña de mandioca que la compran a una empresa de la zona a través de la Cooperativa, la envasan y la venden.

Compran almidón de maíz e importan desde Brasil sagú de mandioca -que es otro derivado de la fécula de mandioca-, lo envasan y venden “porque hay muchos clientes que lo piden”.

Adelantó que están trabajando en fabricar puré de mandioca deshidratado, “ya tenemos el producto, pero falta mejorarlo”.

Buscan sacarle el provecho a la mandioca, generando valor agregado para que el productor pueda tener un ingreso mayor a través de la venta de los productos que hace la Cooperativa.

Entre la clientela se encuentran supermercados, frigoríficos y panaderías, entre otros. No obstante, aclara que por el momento los números no dan para exportar.

Se proyectan
Sobre los objetivos de la organización aseguró que pretenden “mantenerse en el mercado”, y luego prosiguió: “Está complicado, el nivel adquisitivo de la gente cayó muchísimo y eso complica, hacemos un producto que no es de primera necesidad, las ventas cayeron mucho”.

En una provincia donde hay doce fábricas de fécula de mandioca, de ellas sólo cuatro son cooperativas.

De manera adicional, están trabajando en el mejoramiento de los rindes de los pequeños productores en las chacras, donde hay una productividad diversificada, entre ellas yerba, ganadería, forestación, mandioca, entre otros.

Escribí tu opinión!